Actividades


UDA en la prensa

Moto eléctrica, El inicio del sueño para crear una planta ensambladora en Cuenca

Moto eléctrica, El inicio del sueño para crear una planta ensambladora en Cuenca

| Fuente: El Mercurio


Una moto eléctrica fue elaborada por estudiantes y docentes de la Universidad del Azuay (UDA), con la visión de crear una planta ensambladora en Cuenca.

 

Andrés López, decano de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la UDA, explicó que el proyecto cuenta con el financiamiento de la Corporación Ecuatoriana para el Desarrollo de la Investigación y la Academia (CEDIA) y la empresa TRATURAL, la última de ellas enfocada a apoyar a los emprendimientos sobre energía.

 

La universidad aportó con el prototipo, enmarcado en un estudio completo de factibilidad para impulsar una planta ensambladora. “Realizamos todos los estudios con un equipo de más de 20 profesionales”, explicó López.

El aporte fue de la escuela de Ingeniería Automotriz, así como representantes de la carrera de Diseño de Objetos, Ingeniería de la Producción e Ingeniería Comercial.

Características

Robert Rockwood, coordinador de la escuela de Ingeniería Automotriz, detalló que para el diseño mecánico del chasis se utilizaron técnicas de optimización topológica estructural, definiendo la forma idónea para una mejor eficiencia. “Esto quiere decir que se cuenta con las mejores prestaciones estructurales al menor peso, con la restricción de que el proceso de manufactura está al nivel tecnológico de nuestro medio. En otras palabras, el proyecto de manufactura en serie del chasis es viable a nivel tecnológico”, se refirió Rockwood.

 

El chasis de esta moto eléctrica cuenta con todos los estándares de seguridad que requiere la industria automotriz. Se hicieron los cálculos, análisis y simulación computacional del desempeño mecánico, garantizando la funcionabilidad y la seguridad de los ocupantes.

 

Dentro de la programación electrónica del módulo de control se busca optimizar el uso de la energía para lograr la máxima autonomía, sin mermar las prestaciones dinámicas de la motocicleta -capacidad de aceleración y velocidad máxima-.

Rockwood recalcó que, el prototipo manufacturado presenta excelentes prestaciones dinámicas, buena maniobrabilidad, capacidad de aceleración y velocidad de punta, permitiéndole competir con motocicletas destinadas a uso urbano o autopistas.

 

Luego de las respectivas pruebas de este prototipo, con un manejo normal se alcanza una autonomía de 70 km por carga de batería. “Esto podría mejorar si la moto se dedica a una función en particular. Por ejemplo: si es utilizada para realizar un servicio de delivery, se puede programar para que tenga una menor capacidad de aceleración, aumentando la autonomía de hasta 100 km”, dijo Rockwood.

 

La concepción actual es una motocicleta urbana, pero puede adaptarse a diferentes estilos y funciones. Con la incorporación de módulos puede ser una motocicleta de reparto o para Agentes Civiles de Tránsito.

 

Carga

Este prototipo puede ser cargado en un tomacorriente común, con un suministro estándar de electricidad (110v), en un tiempo de cuatro horas. Otra opción es adquirir un cargador de mayor capacidad para reducir a la mitad el tiempo de carga. Las baterías son de ion de litio.

 

Al utilizar una fuente de energía eléctrica contribuye a disminuir las emisiones de combustibles fósiles, siendo una alternativa al cambio climático. “El petróleo algún día se terminará, mientras que la electricidad se puede generar de forma sustentable”, detalló.

El suministro de sus componentes (repuestos) está garantizado.

Vehículos eléctricos

López y Rockwood coincidieron que la tendencia es impulsar vehículos eléctricos a nivel mundial. Según la Ley de Eficiencia Energética Nacional, se prevé que para el 2025 todos los buses que se incorporen sean eléctricos.

 

En Europa y varios países existen fechas máximas de producción de vehículos con motores de combustión interna.